Páginas vistas en total

domingo, 30 de noviembre de 2014

MILANESA NAPOLITANA

Hola a tod@s!!!
Vuelvo a la carga!!! Tarde de lluvia, tarde de blog...
Hace como una hora que intento colgar la receta, pero no hay manera, las nuevas tecnologías y yo no somos muy compatibles, eso de pasar las fotos de un lado a otro me tiene loca y la verdad es que el Guapet me tiene muy poca paciencia, jajajaja (en dos minutos se pone a refunfuñar!)
Pero ahora si, parece que ya lo tengo todo en su sitio.
Hoy os traigo una receta espectacular y rica, rica. De verdad, de esas de llorar de placer...
Tengo varios amigos Argentinos y ellos son los que me la dieron a probar. La primera vez la probé en casa de Agus y aluciné. Y otro día hablando con Cris y Mariano (el del tartar de salmón, jejejeje) me contaron que era uno de sus platos favoritos y que hacía tiempo que no preparaban. Como les metí el gusanillo en el cuerpo ayer nos invitaron a comer y sabéis que comimos???? La milanesa!!!!
Yo ya había avisado a Mariano, que es el cocinillas de la casa, que el día que preparara la receta fuera haciendo fotos a la preparación, tenía ganas de colgarla en el blog y que mejor forma que a su manera. Él que es muy obediente, había hecho los deberes y por la noche ya tenía yo las fotos en mi correo y antes de que se enfríe aquí la tenéis.
Espero que os guste tanto como a nosotros.
Os dejo con Mariano y su receta!
 
 
 
 
 
INGREDIENTES: (es una receta muy sencilla en sí, a mejores ingredientes de base, mejor resultado)
 
- Carne de ternera a poder ser de tapa plana (es la que comimos nosotros ayer)
- Jamón dulce o  York.
- Queso para fundir.
- salsa de tomate casera!!!
- para rebozar la carne; huevo y pan rallado.
- aceite para freír la carne.
 
PREPARACIÓN:
 
Primero haremos la salsa de tomate, si a muchos os gusta el Solís, pero os aseguro que no es lo mismo. Para ello Mariano pochó un poquito de cebolla en una sartén y después añadió el tomate para que se fuera haciendo lentamente, ya sabéis con un poquito de sal y azúcar para que no esté ácido.
 

 
El tomate lo podéis tener preparado previamente.
Salpimentar la carne y rebozarla primero en huevo y después en pan rallado.
 

 
 
Freírla en una sartén con abundante aceite y reservar.
 
 
 
Poner la carne repartida en una bandeja de horno.
Colocar encima de cada trozo unas lonchas de jamón de York y un poco de salsa de tomate.
 
 

 
 
Cubrir con el queso rayado y hornear hasta que funda el queso.
 
 
 
Acompañar de patatas fritas o verduras a la brasa o simplemente tal cual, esta tan ricoooooo
 
 

De llorar, os lo prometo!!!
Y no digáis que no es fácil de hacer, a los peques les va a encantar y a los mayores más.
Por cierto no digáis que Mariano no ha hecho bien los deberes, así cualquiera!

 
 


domingo, 2 de noviembre de 2014

CHEESECAKE DE CALABAZA

Hola a tod@s!
Ya volvemos a estar por aquí, y esta vez en menos de un mes!!!! Vamos mejorando.
La receta de hoy es ideal para esta época del año, el ingrediente principal es la calabaza, y por lo tanto en otoño no hay excusa para no prepararla.
Os traigo un cheesecake, ya sabéis que me entusiasman y desde que tengo cuenta en Pinterest cada vez que aparece una tarta de queso, sea de lo que sea, se me van los ojos detrás. Tengo un tablero llenito de recetas que ya irán cayendo.
Hace unas semanas en una de esas recomendaciones aparecía esta tarta, nada más verla supe que tenía que probarla. Empecé a darle vueltas, compré los ingredientes y sólo esperaba la ocasión para poder hacerla. Si la hago para casa nos la zampamos el Guapet, la Carla y yo y no es plan.
El viernes nuestro amigo Óscar cumplió 40 añazos!!! (que se dice pronto, jejejejeje) y él y Cris (su mujer y una de la mutantes, los que me seguís ya sabéis quien son las mutantes) nos invitaron a hacer el cumple en la montaña, con una gran barbacoa.
No tenía excusa, era el momento ideal. A tod@s, mutantes y maridos, les gusta la calabaza y el cheesecake, o sea que era el día perfecto para tenerlos a todos de conejillos de indias. La verdad es que todo el grupo tiene mucha confianza en mi y en mis pasteles, a veces creo que demasiada, y aunque les advertí que no sabía como había quedado la tarta (la hice un poco a mi bola) que podría estar buenísima o ser un fiasco total, no se amedrentó ni uno y al final (y casi de chiripa) la tarta estaba muy buena.
La receta es del blog de La repostería de Miguel y yo le hice algún pequeño cambio que ya os iré contando.
Espero que os guste!!!!
 

Per molts anys Òscar!!!

 
INGREDIENTES:
 
- PARA LA BASE;
  • 200g de galletas Digestive.
  • 25g de azúcar moreno.
  • 100g de nueces.
  • 100g de mantequilla (creo que la próxima vez pondré entre 60 y 80g, 100g me pareció demasiado)
- PARA EL RELLENO;
  • 1 lata de puré de calabaza (unos 450g). En la receta de la Repostería de Miguel, él usa 700g de calabaza que cocina al horno junto con 2 cucharadas de jarabe de arce, yo utilicé la lata tal cual y le añadí al relleno las dos cucharadas de jarabe de arce (ya os avisé que hice la receta un poco a mi bola).
  • 2 huevos.
  • 100g de azúcar moreno.
  • 200g de Queso Philadelphia.
  • 200g de Crème Fraîche (crema fresca o nata agria, yo usé la de la marca President)
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla.
  • Además yo le añadí: un poquito de nuez moscada, otro de clavo molido y un poquito de jengibre en polvo. (todo a ojo, lo siento)
- PARA DECORAR;
  • nueces enteras.
  • nata montada con azúcar y esencia de vainilla.
 
PREPARACIÓN:
Primero prepararemos la base, para ello trituraremos con un robot de cocina las galletas Digestive, el azúcar moreno y las nueces.
Derretir la mantequilla en el microondas y mezclar con los ingredientes anteriores, debe tener consistencia de arena mojada.
Preparar el molde donde vayáis a hacer la tarta, a mi me gusta poner un papel de horno en la basa para después poder desmoldar fácilmente y en las paredes spray desmoldante.
Poner el preparado en la base y con la ayuda de una cuchara repartirla bien presionando para que quede del mismo grosor por todos los lados y subir un poco por las paredes.
Reservar el molde en la nevera para que se endurezca la mantequilla mientras preparamos el relleno.
Para el relleno:
Separar las claras de las yemas y montar las primeras con la mitad del azúcar moreno (50g), reservar.
 
 
En un bol mezclaremos el queso crema (Philadelphia en este caso), con la crème Fraîche, hasta conseguir una crema homogénea. A continuación añadimos el resto del azúcar moreno (50g) y volvemos a batir.
Añadir las yemas de una en una para que se integren bien. Después añadiremos el puré de calabaza, las 2 cucharadas del jarabe de arce, la cucharadita de esencia de vainilla, el jengibre, el clavo y la nuez moscada.
 
 
 
Batir hasta que esté todo integrado perfectamente.
Mezclar con una espátula y con movimientos envolventes las claras montadas que teníamos reservadas.
Rellenar el molde con la preparación.
 
 
Con el horno precalentado a 160º y con una bandeja de agua en la parte inferior del horno para que haya humedad dentro del horno, hornear la tarta de 40 a 45 minutos, yo la tuve 1h, o hasta que la masa está ligeramente firme por la parte de arriba. Pasado el tiempo entreabrir el horno y dejar enfriar la tarta dentro.
Una vez a temperatura ambiente ponerla en la nevera y dejarla enfriar, lo ideal es de un día para otro.
Decorarla antes de servir.
Yo monté nata con una cucharadita de esencia de vainilla y azúcar glass al gusto (si no tenéis azúcar glass podéis usar azúcar normal, a mi no me desagrada que se noten los granitos), unas nueces  y unas velas hicieron el resto.
 
 
 
 
NOTA: no me dio tiempo a hacer foto del corte, con eso os lo digo todo. Queda una tarta muy suave, con un toque especiado que la hace diferente. Muy recomendable, animaros a hacerla!


martes, 14 de octubre de 2014

PASTEL BRASILEÑO A MI MANERA

Hola a tod@s!
Y yo que creí que hacía mil años que no publicaba y resulta que hacía apenas un mes! Voy como las locas y se me pasa el tiempo volando sin darme cuenta de nada...
Hoy tocaría receta dulce (tengo un montón en el tintero) pero si no cuelgo esta receta pronto yo se de una que me va a colgar a mi (va por ti Conxa!!!)
La receta de hoy es un poco de esas de "a mi manera", os explico; hace unos meses abrieron cerca de casa una rostiseria que la llevan unos brasileños. Un domingo de esos en los que no te apetece cocinar dando un paseo por el barrio decidimos entrar para comprar un pollo a l'ast y así ahorrarnos la tarea, una vez dentro y mientras nos ponían el pollo empezamos a ver cosas muy ricas en el mostrador. Había una especie de empanadillas rebozadas como si fueran croquetas (compramos unas cuantas para probar, ricas, ricas) y una especie de pastel-empanada con una pintaza que no pudimos resistirnos. El chico nos explicó que era un pastel salado típico de su país, en el que se pueden variar los ingredientes (de boloñesa, de pollo, de jamón y queso) y también nos llevamos un trozo.
Estaba espectacular!!! El que nosotros probamos ese día era como una especie de boloñesa, cubierta de bechamel y con unas rodajas de tomate, todo ello dentro de una especie de empanada.
Empecé a indagar y a buscar recetas, pero no encontré ninguna que se pareciera a lo que yo había probado. Solución: la hice a mi manera, y la verdad, es que no era exactamente igual pero estaba espectacular también.
Hoy os cuelgo la receta tal como la hice yo.
Espero que os guste!!!!
 
 
 
 
Os la cuento tal cual, sin medidas, a "ojímetro".
Utilicé para prepararla una fuente de pírex rectangular, bastante grande por cierto, la base la cubrí con una lámina de masa para empanada (que ya compré hecha, se puede utilizar hojaldre o pasta brisa, la que más os guste).
Para la boloñesa utilicé la receta del libro básico de Thermomix, pero también a mi manera, y por supuesto se puede hacer sin la Thx.
Si vais a usar la máquina antes de nada hay que trocear las verduras que vayáis a utilizar, esta receta admite toooooodas las que queráis, yo usé cebolla, calabacín, berenjena, zanahoria y champiñones, id troceándolos por tandas unos segundos (si os gusta que no se vea más triturar más tiempo) a velocidad 4 o 5 dependiendo de la dureza de cada verdura. Reservar.
Primero de todo troceé la cebolla unos segundos a velocidad 4 y la poché, unos 5 minutos, temperatura Varoma, velocidad 1, con un chorrito de aceite. A mi me gusta ir salando según cocino y para que la cebolla "sude" me gusta salarla un pelín.
 
 
 
 
Luego añadí la zanahoria y volví a pochar unos minutos, a la misma velocidad y temperatura.
Finalmente añadí el calabacín, la berenjena y los champiñones. Sofreí todo unos 10 minutos.
Pasado este tiempo añadí la carne picada, yo utilicé unos 350g de ternera y la misma cantidad de carne de cerdo, unos 400g de tomate frito (ya sabéis que a nosotros nos gusta el casero), un poco de sal, pimienta, una hoja de laurel y orégano (sed generosos con este último). Lo cociné 15 minutos, temperatura Varoma, giro a la izquierda, velocidad cuchara. Los que no tengáis thermomix cocinar hasta que este hecha la carne, pero no debe quedar seca!
 
 
 
 
Si la preparación queda muy líquida se le puede dar un poco más de tiempo.
Volcar la boloñesa encima de la base de masa que teníamos reservada, cubrirla con rodajas de tomate.
 
 
 
Cubrirlo todo con una capa de bechamel y espolvorear con queso rallado (en casa el queso siempre a montones).
 
 
 
 Tapar con la otra masa de empanada. Como veréis en la foto a mi se me partió por la mitad, la tuve demasiado tiempo fuera de la nevera y luego estaba muy blanda para manipularla, pero vamos que nos dio igual, la sobrepuse un poco y listo.
 
 
 
 
Pintarla con huevo batido y hornear, yo lo puse calor arriba y calor abajo con una placa debajo del grill para que no se me quemara, unos 20 minutos a 200 grados o hasta que la masa esté doradita.
 
 
 
 
Y si os podéis esperar a que se enfríe ya la tenéis lista, y supongo que de un día para otro estará todavía mejor, pero en casa no pudimos resistirnos...
 
 
Irresistible!!!
 
 
 
 
 
 
 
 




viernes, 12 de septiembre de 2014

TARTAR DE SALMÓN

Hola a tod@s!
Después de casi dos meses hoy vuelvo a estar por aquí. No creáis que he estado de vacaciones hasta ahora, que más quisiera, empecé a trabajar hace un mes y ya no me acuerdo del relax, el descanso, la playa...
La receta que os traigo hoy es una receta fresca, para hacer  como entrante o como degustación en un aperitivo. Es un tartar de salmón, para los que no sabéis lo que es un tartar es como una especie de "paté- pastel" que se prepara  con carne o con pescado y siempre crudos, estos se cortan a mano y bien fino o pequeñito, opcionalmente con condimentos o salsas.
Se sirve untado sobre una tostada. Puede ser de ternera, de venado, de salmón o de atún.
Por lo visto es muy típico en Polonia.
La verdad es que aunque a mi no me gusta la carne cruda (pero me encanta el carpaccio de ternera, lo se, no hay quien me entienda) siempre había tenido ganas de probarlo, sobre todo el de ternera que era del que yo había oído hablar, pero la verdad es que nunca me decidí.
Tenemos un grupo de amigos, las mutantes con sus maridos, a los que casi  no nos gusta comer bien, jejejeje, uno de ellos, Mariano (el marido de Cris, jijijijiji) es el que me enseñó a hacerlo previa degustación.
Me encantó!!!!!! Como podía ser que no lo hubiera probado antes!!!! Para deciros que el ganó el concurso de tapas que hacen los chicos para San Juan con este plato.
Solo deciros que aunque no os guste el pescado crudo le deis una oportunidad al plato, esta delicioso y con un sabor muy suave, para nada sabe a crudo. Si os gusta el salmón atreveros a probarlo porque vais a flipar.
Yo os pongo la receta tal como me explicó Mariano, de hecho las fotos son de él mismo preparándolo.
Espero que os guste!
Este es Mariano, con su tartar!!!
INGREDIENTES:
- 300g de salmón fresco (en lomos mejor y congelarlo antes de usarlo)
- 200g de salmón ahumado (en lomos también, no en lonchas)
- 2 yemas de huevo
- 2 cucharadas de mostaza la antigua en grano.
- pepinillos en vinagre sabor anchoa ( 1/2 bote de 400g)
- 30g de alcaparras.
- 1/2 cebolleta tierna.
- salsa Perrins.
- un chorrito de aceite para hacer una vinagreta.
- eneldo seco o fresco si tenéis.
PREPARACIÓN:
Lavar con agua fría la cebolleta antes de usarla para que no pique, cortarla en cuadraditos bien pequeños, en brunoise. Reservar.
Cortar los dos tipos de salmón en daditos pequeños.

Hacer una vinagreta con; las dos yemas, la salsa Perrins, el aceite y la sal al gusto (poca sal que el salmón ahumado ya está gustoso y además añadiremos los pepinillos y las alcaparras) y la mostaza. Emulsionarlo bien con un tenedor.




Añadir al salmón las alcaparras, los pepinillos y la cebolleta todo cortado bien pequeño, mezclarlo bien.


Ahora bañar con la vinagreta y remover todo junto para que se reparta bien.
Reservar en la nevera hasta el momento de servir. Para hacerlo si tenéis un aro de los de emplatar os quedará genial, sino podéis haceros uno casero con una botella de plástico recortada, es solo para darle forma.
En el momento de servir espolvorear con eneldo y unas gotas de salsa Perrins, acompañarlo de unas tostadas.
No digáis que no tiene una pinta irresistible
Probadlo que esta espectacular!!!!


sábado, 26 de julio de 2014

HELADO DE NUTELLA

Hola a tod@s!
Ahora si, estamos en pleno veranito!!!
Algunos como nosotros, de vacaciones y el resto a puntito de empezarlas (como cuesta que pasen esos últimos días antes de que lleguen).
Y que se come en verano? Helados, helados y más helados (o por lo menos yo). La receta de hoy es un helado súper fácil, con 4 ingredientes y que encima se prepara en un momento.
Ya os conté, y si no lo hice lo hago ahora, que hace un año más o menos, me compré la heladera del LIDL. La verdad es que la he utilizado solo un par de veces, pero por lo que me costó y lo ricos que quedan los helados creo que vale la pena, además te ahorras el paso de tener que congelar, batir, congelar, batir... para que los helados queden cremosos.
Os dejo la receta con heladera y sin, para que no tengáis excusa.
Esta delicioso, mmmmmmm
 
 
 
 
 
No me digáis que no tiene una pinta espectacular, y cuando lo probéis ya no podréis parar de comer.
La receta la encontré en el blog de Morilands, que tiene unas recetillas ricas, ricas (por cierto tengo pendiente colgar otro helado de él, el de cheesecake, que como no podía ser de otra manera, está de la muerte).
Os la dejo tal cual.
 
INGREDIENTES:
- 400ml de nata para montar.
- 50ml de leche (yo puse leche entera)
- 250g de Nutella.
- 50g de azúcar (que se podría reducir si quisiéramos)
- yo además le añadí almendra crocanti, para que tuviera un puntito crujiente.
 
PREPARACIÓN:
 
Batir todos los ingredientes en un bol hasta que estén bien integrados.
 
 
 
 
 
 
 
Como los ingredientes ya están fríos, la leche y la nata principalmente, ya se puede pasar directamente a mantecar en la heladera. Poner la heladera en marcha e ir añadiendo la mezcla por el bocal poco a poco y dejar que se vaya mantecando solo. Tarda de 25-30 minutos.
Para los que no tenéis heladera poned la mezcla en un recipiente apto para el congelador, congelar durante 1hora, sacar y batir (para romper los cristales de hielo), volver a congelar otra hora y repetir la misma operación 3 veces. Una vez finalizadas las 3 veces ya se puede dejar en el congelador hasta que lo vayáis a comer o servir directamente.
Como ya os he dicho yo añadí el crocanti de almendra, lo hice cuando el helado empezó a tener consistencia pero todavía le faltaba un pelín.
 
 
Igual que si lo hacéis batiendo, cuando tenga la consistencia deseada es el momento de comérselo directamente (si lo probáis no os vais a poder resistir, y el que avisa no es traidor) o guardarlo para otra ocasión. En mi caso tenía unos tarritos, que compré para preparar yogures a mis peques, con tapa de rosca y aproveché para guardarlo allí, en monodosis.
 
 
 
A nosotros nos gusta sacar el helado un ratito antes de comérnoslo, para que justo empiece como a deshacerse en los bordes, pero eso a gusto del consumidor.
Animaros que no es difícil y ya veréis, una vez que pruebas a hacer helados en casa, repites, repites y repites.
Feliz verano!!!!
 
 
 





jueves, 26 de junio de 2014

MERMELADA DE TOMATE Y MELÓN

Hola a tod@s!
Por fin es verano, mi época preferida del año, el calorcito, la playa, las vacaciones... me encanta todo!!!!
Hoy una receta muy facilita, una mermelada.
Hace como un mes Rosa, una compi cocinillas del trabajo como yo, me comentó que tenía una cuñada que estando de casa rural había comido una mermelada espectacular, de tomate y melón!, si, habéis leído bien, tomate y melón.
Suena raro pero no me digáis que  no os pica la curiosidad y si os paráis a pensar son dos sabores que pueden casar  perfectamente.
Desde entonces no paré de darle vueltas a la cabeza de como hacerla, es lo que tiene, pruebas algo por ahí pero nadie te da la receta. La busqué por Internet y al no encontrar ninguna decidí hacerla a ojo, y la verdad es que no se si sabrá como la que probó la cuñada de Rosa en la casa rural pero esta deliciosa.
Como ya os digo las cantidades me las inventé y el resultado esta genial!
Deliciosa en tostadas con mantequilla o con queso de cabra, con paté... solo de pensarlo ya salivo!

Espero que os guste!




INGREDIENTES: (con estas cantidades a mi me salieron 3 botes grandecitos de mermelada de unos 300- 400g)

- 500 de tomate maduro pelado (yo no le quito nunca las pepitas porque no me importa encontrármelas y además así se sabe que es de tomate)
- 500g de melón, yo usé un melón francés, de esos que son chiquititos y con la carne de color verdoso, muy, muy dulce.
- 6oog de azúcar.
- el zumo de 1/2 limón.




PREPARACIÓN:

Yo usé la Thermomix, pero ya sabéis; en un cazo, con paciencia y removiendo para evitar que se pegue, se puede hacer igual.
Pelar el tomate y cortarlo a trozos, hacer lo mismo con el melón. En mi caso me gusta encontrar los trozos de fruta y por ello no la corte en trozos muy pequeños.




Añadir el azúcar y el zumo de limón.



Con la thermomix yo programé 40 minutos, varoma velocidad cuchara. Pasado este tiempo la consistencia era todavía demasiado líquida y por ello le añadí 10 minutos más y quedó perfecta.
Para saber cuando una mermelada está lista hay que sacar un poco en un plato y dejar que enfríe, una vez fría es como se sabe que consistencia tendrá.
En el fuego ya os digo, misma operación, removiendo sin parar hasta que esté lista.
Y ya está, no digáis que no es fácil.
Para conservarla, lo que yo hago y he visto a mi madre hacer toda la vida en casa es: si nos la vamos a comer en breve relleno los botes (previamente esterilizados, hervidos en agua 5 minutos) con la mermelada recién hecha y caliente, los cierro y los pongo boca abajo, con el mismo calor se hace el vacío.



Si lo que quiero es que me duren más tiempo en la despensa entonces relleno los botes, los cierro y los hiervo al baño maría, sumergidos solo hasta la mitad, 20 minutos. Apago el fuego y los dejo enfriar dentro de la olla con el agua. Una vez fríos ya están listos para guardar.

Tenéis que probarla, esta muy, muy rica!!!!



 


jueves, 5 de junio de 2014

BATIDO VERDE O EL BATIDO DE LAS FAMOSAS

Hola a tod@s!!!
Lo se, os tengo abandonaditos, pero de verdad que yo no doy a más...
Menos mal que tengo a mi compi Dolors, ya os he hablado de ella en alguna ocasión, que me va detrás y me riñe cariñosamente de tanto en tanto para que no abandone.
Hace unos días me decía:
- tienes que colgar algo, aunque sea una receta fácil, para que la gente vea que sigues ahí (como si tuviera mil millones de fans, jejejejeje)
Y la verdad es que tiene razón, así que hoy os traigo una receta exprés!
Seguro que habéis oído hablar del batido verde o batido de las famosas o detox. Si, ese que toman todas las estrellas del celuloide para estar estupendas (ojala fuera cosa solo del batido), por si no os habéis fijado es un batido o "smothie" , que queda mucho más glamuroso, con el que se fotografía últimamente todo bicho viviente (dícese de actrices, cantantes, famosas y famosillas...) y que según cuenta la leyenda hace milagros y te deja estupenda de la muerte.
La verdad es que antes de escribir el post me he documentado un poco en foros y páginas de salud por Internet y he llegado a la conclusión de que el dichoso batido realmente es un complemento ideal para una dieta equilibrada pero que no es una bebida milagrosa. Por si alguien no se ha enterado todavía las dietas milagro no existen!!!
Supongo que si lo único que tomas al día es el batido acabarás adelgazándote, pero no porque adelgacé en si , si no porque te vas a morir de hambre!
Aquí os dejo alguna de sus propiedades;
- bebida rica en hierro, magnesio, ácido fólico y vitamina k (ojito con los que toman Sintrom).
- ilumina la piel.
- con él ingieres fibra que sacia el apetito y depura.
- no quema grasa, es diurético y depurativo.
- efecto antioxidante.
- rico en aminoácidos que ayuda a crear la proteína que genera la masa muscular.
- se recomienda para contracturas y calambres musculares por su riqueza en sales minerales.
- evita la retención de líquidos y mejora la anemia (pero no la cura!!!)
 
Por lo visto hay muchos tipos de batidos verdes, se caracterizan por contener hortaliza de hoja verde, fruta y algún cítrico o sea que podéis ir probando cual os gusta más.
Yo solo he probado el que os pondré a continuación y realmente sorprende al paladar, no está tan malo como parece y en este caso es muy refrescante o sea que ahora que empiezan los calores apetece y todo. Lo ideal tomar 2 veces al día como complemento de una dieta equilibrada, doy fe de que sacian mucho y realmente te mantienen el gusanillo a raya.

 

 
 

 
 
INGREDIENTES:
 
- 2 manojos de espinacas crudas.
- 1 pepino medianito.
- 1 pera, si está madura mejor.
- el zumo de 1 limón.
- 1 vaso de agua.
- 1 ramita de menta.
 
 
PREPARACIÓN:
 
Batirlo todo con el minipimer, la thermomix o lo que tengáis hasta que quede homogéneo.
Listo para tomar!
 
Espero que os guste, si no lo probáis no lo sabréis nunca!!!!!
 


domingo, 20 de abril de 2014

TARTA SARA O TARTA PARA MONA DE PASCUA

Hola a tod@s!!!
Ya estoy otra vez por aquí, creo que me repito más que el ajo y empiezo siempre igual, jejejejeje
Hoy toca dulce otra vez, se me pasa la Semana Santa y yo sin colgar ninguna receta digna de la ocasión, con lo que me gusta a mí esta época, con sus buñuelos (de viento o de crema), sus torrijas, las "monas" (típico dulce catalán para el lunes de Pascua, o sea mañana)... no pararía de comerlos nunca!!!! Creo sinceramente que podría vivir sólo comiendo torrijas, me CHIFLAN!
Pero hoy toca una tarta, que entre otras mil o dos mil, es la preferida del Guapet. Ya sabéis empieza a llorar un día de que nunca le hago tal o cual cosa y ahí que voy yo, no puedo resistirme, estaré "enguapitada"?
Se la hice para el día del padre y lo que yo no sabía, y me enteré buscando por la red, es que esta tarta es la base para preparar muchas "monas", el pastel que regalan los padrinos a sus ahijados el lunes de Pascua que va decorada con los muñecos de moda ese año, además de mil pollitos, plumas y mucho, mucho chocolate.
La única diferencia es que esta tarta va decorada con una cobertura de mantequilla y almendras laminadas.
Espero que os guste, esta vez la receta me la saqué un poquito de la manga, mezcle varias e improvisé un poco con la crema de mantequilla, pero el resultado fue una tarta suave y muy rica.
 
 

 
 
- INGREDIENTES: (para un bizcocho grande)
 
  • BIZCOCHO GENOVÉS:
- 6 huevos, separaremos las claras de las yemas.
- 150g de azúcar.
- 140g de harina de repostería + 10g de harina de Maizena.
- 1 cucharadita de esencia de vainilla.
  • ALMÍBAR:
- 100 ml de agua.
- 100 g de azúcar.
- un chorrito de ron, o anís, o una cucharadita de esencia de vainilla, o café...
  • CREMA DE MANTEQUILLA:
- 100 ml de agua + 100g de azúcar (para hacer otro almíbar)
- 250g de mantequilla punto pomada, no vale calentada del microondas!!!
 
 
 
- PREPARACIÓN:
 
Primero prepararemos el almíbar, podemos hacer los dos de una vez y después dividirlo en dos, la mitad para bañar el bizcocho y la otra mitad para hacer la crema de mantequilla.
Para ello pondremos en un cazo a calentar a fuego suave el azúcar con el agua hasta que empiece a hervir y el azúcar se haya disuelto, apagar el fuego, añadir la esencia que se desee y dejar templar mientras se prepara el resto.
 
 
 
Para hacer el bizcocho genovés, que sirve de base para un millón de tartas y brazos de gitano, separaremos las claras de las yemas y reservaremos estas últimas.
Montaremos las claras a punto de nieve y las reservaremos.
 
 
 
Por otro lado batiremos las yemas con el azúcar hasta que blanqueen y doblen su volumen, una vez llegado a este punto añadiremos los dos tipos de harina tamizándolos sobre la  mezcla anterior y los batiremos suavemente hasta incorporarlas.
Por último incorporaremos las claras mezclándolas con una espátula de abajo a arriba, para evitar que se bajen las claras.
 
 
Yo voy incorporando las claras de poco en poco.
En un molde que tendremos engrasado y enharinado previamente volcaremos la mezcla ya homogénea y hornearemos unos 40-50 minutos dependiendo del molde. Dejaremos enfriar sobre una rejilla hasta que esté completamente frío para decorarlo.
 
 
 
Una vez frío lo partiremos por la mitad, bañaremos las dos mitades con el almíbar con ayuda de un pincel, para que luego no quede seco y lo rellenaremos. Esta vez yo lo rellené de mermelada de albaricoque, pero para la siguiente el Guapet ya me ha dicho que lo quiere relleno de crema de mantequilla.
 
 
Una vez rellena pasaremos a decorarla con la crema de mantequilla y las almendras.
Para hacer la crema de mantequilla batir la mantequilla, que recordar debe estar a punto pomada,  e ir añadiendo el almíbar que teníamos reservado en forma de hilo sin dejar de batir.
 
 
Con esta crema cubriremos toda la tarta.
 
 
Por último cubriremos toda la tarta con la almendra laminada, que habremos tostado previamente en una sartén o en el horno con mucho cuidado de que no se nos queme.
Decoraremos al gusto.
Espero que os guste tanto como al Guapet!